pegamento curiosidades

Algunas curiosidades sobre el pegamento

Los pegamentos son imprescindibles hoy en la vida cotidiana. Tanto a nivel doméstico como a nivel industrial o profesional, el uso de este producto está totalmente extendido y es difícil imaginar nuestra civilización sin su inestimable ayuda. Pese a que su historia es muy remota pues hay resquicios de su uso natural desde hace 80.000 años, este sorprendente producto no ha permanecido inmutable ni mucho menos, sino que ha experimentado una evolución sorprendente que le ha llevado hasta los súper-pegamentos que podemos encontrar en cualquier superficie comercial hoy en día.

¿Sabes por qué el pegamento no se pega al envase? O ¿cuál es la sustancia más pegajosa del reino natural? O, ¿conoces algunos de los usos que tiene este fantástico producto en la medicina moderna?

“Adhesivos y colas nos han hecho la vida más fácil”

Es posible que, por habernos acostumbrado a su presencia en nuestros hogares, el pegamento pueda habernos llegado a parecer un producto de lo más convencional, pero lo cierto es que es un producto sorprendente y, como tal, su mecánica está plagada de curiosidades que quizá nunca te habías planteado. Permanece atento. Si eres una persona con fascinación por los materiales, continúa leyendo. Despejaremos algunas de estas incógnitas:

El pegamento en el envase

¿Por qué el pegamento no se queda pegado a las paredes del envase? Esto es así porque el producto está compuesto por una suerte de polímero de unión – macromolécula formada por la unión de diversas pequeñas moléculas – disuelto en agua. Cuando la mezcla del polímero y el agua es extraída del bote y se pone en contacto con el aire, se empieza a producir una evaporación de la mezcla en sí por lo que ésta se deshidrata, quedando solidificada y dejando adherido todo lo que esté en contacto con ella.

El pegamento natural más potente

El pegamento natural más potente del mundo es el que permite a los percebes adherirse a las rocas aún siendo una superficie extremadamente húmeda. Recientemente, investigadores de la Universidad de Newcastle han descubierto que los percebes usan dos sustancias para adherirse a las rocas: la primera es una especie de aceite que repele el agua de la superficie y la segunda es un potente adhesivo de fosfoproteína. En este aceite previo, pues, reside el secreto de la fuerza de este fantástico pegamento natural.

Los usos médicos del pegamento

En las cirugías de corazón es práctica común romper el esternón para poder tener mejor acceso al órgano. Hoy en día, una vez finalizada la intervención, puede pegarse el esternón con pegamento lo que tiene bastantes ventajas como el hecho de un menor dolor postoperatorio y una aceleración en el proceso de curación que se reduce de semanas a horas. Por otra parte, el utilizar pegamento en los injertos de piel nos permite sustituir las suturas o grapas que provocan dolor en el momento de la retirada por un sucedáneo artificial del pegamento natural – fibrina – que produce nuestro propio cuerpo hasta que se generen las nuevas conexiones nerviosas.

Adhesivos y colas nos han hecho la vida más fácil. Han facilitado la unión de materiales de manera sencilla y eficaz y, gracias a ello, hemos podido hacer algunas de las maravillas de nuestra civilización. Desde la construcción de edificaciones hasta la curación de enfermedades, los pegamentos y su fascinante química constituyen un universo complejo y de inestimable ayuda para el hombre.

One thought on “Algunas curiosidades sobre el pegamento”

  1. Buen artículo, didáctico y a la vez muy útil.
    Ahora ya sabemos más sobre las características y los diferentes usos de los pegamentos, adhesivos y masillas, que no valen sólo para reparaciones caseras.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Límite de tiempo se agote. Por favor, recargar el CAPTCHA por favor.