Muebles de jardín

Cómo proteger tus muebles de jardín

Últimamente los espacios exteriores están ganando mucha importancia en el mundo de la decoración. Se busca que sean espacios dónde poder descansar y desconectar de la rutina de todos los días. Por eso, nuestro jardín, terraza, azotea o porche tiene que ser reconfortante. Para que esto sea así, los muebles de jardín que visten nuestros espacios exteriores tienen que estar en perfecto estado y listos para usar.

Somos much@s l@s que mantenemos nuestros muebles de jardín desde el primer día que los compramos. Con el paso de los años y las inclemencias del tiempo, éstos van perdiendo su brillo o incluso su color. Para que esto no suceda os vamos a plantear una serie de ideas sobre cómo proteger los muebles de jardín de las temperaturas cálidas o frías. Nuestro objetivo principal será que nuestros muebles luzcan como el primer día.

Temperaturas cálidas

Con la llegada de la primavera y el verano, es necesario poseer los elementos que nos hagan combatir los días soleados en nuestros espacios exteriores. Existe una gran variedad de elementos que nos protegerán tanto a nosotros como a nuestros muebles del sol. Algunos de ellos son los toldos, las pérgolas o los parasoles.

Muebles de jardín 1

 

Dependiendo del espacio que tengamos en nuestros jardines, terrazas, porches o azoteas deberemos de utilizar unos u otros. Si tenemos un jardín o terraza grande os proponemos poner una pérgola de madera o un parasol. La pérgola de madera le dará un aire más señorial a nuestro jardín o terraza. Debajo de ésta, podemos colocar un comedor exterior. Si no poseemos tanto espacio, os recomendamos poner un toldo de vela. Este toldo, nos aportará un aire más moderno a nuestro espacio. Si no tenemos ni jardín, ni terraza y lo que poseemos es un porche o azotea, no nos debemos de preocupar. En este caso, os sugerimos que os protejáis empleando los toldos convencionales. Gracias a este toldo, también estaremos protegiendo nuestros mueles del sol.

Temperaturas frías

Existen periodos en los cuales no usamos los espacios exteriores debido a las malas temperaturas.  Durante esta época del año deberemos de tener nuestros muebles de jardín bien protegidos. Para que no sufran nuestros muebles exteriores os proponemos protegerlos con fundas protectoras. Dependiendo del mobiliario que tengamos deberemos emplear unas fundas protectoras determinadas.

Muebles de jardín 2

Si en nuestro jardín, terraza, porche o azotea poseemos un sofá exterior deberemos de protegerlo con una funda protectora. Tendremos que tener cuidado a la hora de seleccionar la funda que queremos comprar ya que existen varios tipos de medidas. Nosotros os aconsejamos que antes de comprar cualquier funda, midáis el sofá. Dicha funda nos permitirá proteger nuestro sofá del polvo y de la lluvia. Si lo que poseemos es una mesa de jardín con sus sillas correspondientes, deberemos de protegerlas con una funda protectora o lona protectora. Os aconsejamos emplear la lona cuando se trate de un comedor exterior que no permita ser plegado. Ya que dicha lona, por lo general, abarca más espacio que una funda. Puede que seamos de aquellos que tenemos en nuestros espacios exteriores una barbacoa. Para que ésta no se estropee y funcione cuando llegue el buen tiempo, os sugerimos que la protejáis empleando una funda para barbacoas.

Como hemos visto en este post, existen una gran variedad de elementos que nos ayudan a mantener nuestros muebles de jardín como el primer día. Esperamos que te haya servido de ayuda 😊

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *