hidromasaje

Hidromasaje en tu hogar

Si buscas una solución eficiente que aporté a tu hogar la combinación perfecta de relajación, poco espacio y un precio muy económico es el momento de optar por una columna de hidromasaje para tu baño.

Con el uso de una columna de hidromasaje disfrutarás de los múltiples beneficios para tu salud que un tiene un baño relajante. Desde reducir el estrés a mejorar la circulación acompañar tus duchas o baños de agradables chorros de agua que además de limpiarte tonifiquen tus músculos y cuiden tu espalda.

columna de hidromasaje

Cómo instalar una columna de hidromasaje

Material necesario

Pasos a seguir

Escoger el modelo de columna de hidromasaje que más se ajusta a nuestros gustos es el primer paso. Deberemos escoger el acabado que mejor se adapta a nuestro cuarto de baño siendo el acero inoxidable el material más versátil y que mejor encaja con cualquier estilo de decoración.

El modelo de columna de hidromasaje es diferente en el caso de ser instalada en una ducha o en una bañera. En el caso de la bañera los modelos específicos tienen un grifo en la parte inferior con la que llenaremos la bañera si es necesario sin convertir nuestro baño en una piscina. Recuerda que para disfrutar de tu columna de hidromasaje en la bañera sin preocupaciones, la solución más cómoda es contar con una mampara para bañeras. La columna irá fijada a una pared lisa o un rincón y optimizará el espacio de nuestro hogar.

hidromasaje

Una vez cerrada la llave general del agua de nuestro baño deberemos abrir todos los grifos para confirmar que no queda agua circulando por las tuberías, dejando salir toda la que pudiese quedar antes de empezar a trabajar. De esta forma las podremos manipular sin ningún tipo de problema.

A continuación, retiramos el grifo antiguo de nuestro baño siendo especialmente delicados con la toma de agua. Pese a las medidas tomadas anteriormente, ten a mano una toalla y un cubo por si fuese necesario para el posible agua restante. Los antiguos agujeros de sujeción de nuestro grifo de ducha o bañera deberán ser tapados con masilla.

El siguiente paso es colocar en la pared los tacos que sujetarán nuestra columna de hidromasaje a nuestro baño. Puedes marcar los puntos en los que realizar los agujeros con el taladro utilizando un rotulador y la columna. Comprueba que los has realizado correctamente antes de empezar a taladrar. Después solo tienes que colocar los tacos en la pared con la ayuda de un martillo.

Una vez hemos fijado la columna en los agujeros previamente realizados, toca conectar las tomas de agua fría y caliente. Utiliza teflón para asegurar la estanqueidad de las uniones y evitar fugas de agua en el futuro. Termina de anclar la columna de hidromasaje a tu baño y habrás finalizado el proceso de darle a tu baño un extra relajante y eficiente.

Darle a tus baños o duchas un toque de lujo es tan económico y sencillo que no te lo crees. Después de un día duro no encontrarás mejor manera de recuperar la energía y eliminar el estrés.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Límite de tiempo se agote. Por favor, recargar el CAPTCHA por favor.